Bye, bye, baby II

Queridos amigos: 
En el número Ñatitas, les proponemos estas recomendaciones:

Películas

Di buen día a papá: una ópera prima sobre el asesinato del emblemático Che Guevara. El pueblo de Vallegrande se alista para la fiesta de Todos Santos, mientras los personajes dejan que la fantasmagórica presencia del revolucionario marque sus vidas para siempre. Esta una producción nacional que merece la pena ser vista en estas fechas. http://www.youtube.com/watch?v=-tdrTWqwOdg

Mar Adentro: Basada en una historia real, trata el delicado tema de la muerte asistida. Se plantea la eterna y discutida pregunta si podemos decidir nuestra hora para morir, especialmente en casos como los de Ramón Sampedro. No está demás reflexionar sobre este tema, y qué mejor forma de hacerlo que interiorizándonos en una excelente pieza del cine español. http://www.youtube.com/watch?v=PxXb_YZ-CQI

Apocalypse Now: La guerra siempre será sinónimo de muerte, y es una buena alternativa para abordar esta temática. Escenas inolvidables como el bombardeo de los helicópteros acompañados con la Cabalgata de las Valquirias le dan un toque artístico a la muerte. http://www.youtube.com/watch?v=Tt0xxAMTp8M

Canciones

Canción para mi muerte: los grandes de Sui Generis nos entregan una visión muy pacífica y optimista sobre lo que es irse al Más Allá. http://www.youtube.com/watch?v=fMXsOtWrjXw

Morir de amor: Miguel Bosé sabe que el amor no es tan bonito como lo pintan y puede ser un asesino muy sutil –y cursi. http://www.youtube.com/watch?v=lNHVmpy0qgM

Calaveras y Diablitos: Los Fabulosos Cadillacs nos muestran una perspectiva única sobre las paradojas de la vida y la muerte. http://www.youtube.com/watch?v=VZpScaiOVK8

Superstar: Probablemente, después de escuchar esta pieza, de Tim Rice y Andrew Lloyd Webber, te sentirás como el zombi más famoso de la historia. http://www.youtube.com/watch?v=IvVr2uks0C8

Libros

El Run-Run de la Calavera: Ramón Rocha Monroy festeja a la muerte. Deberíamos seguir su ejemplo.

Pedro Páramo: Juan Rulfo nos transporta a un pueblo fantasma, y a medida que la lectura avanza, el lector llega a creer que también quedará atrapado en ese recoveco del Otro Mundo. Altamente recomendable.

Requiem: Antonio Tabucchi nos lleva de viaje por una cálida Lisboa de finales de julio para encontrarse con el fantasma de un poeta con el que tiene una cita.

La Tumba infecunda, de René Bascopé Aspiazu. Si estás listo para un suicidio decoroso en el cementerio de los elefantes, si necesitas la compañía y el placer de un grupo de putas paganas, si te sientes más encerrado que  feto en frasco, no leas, por dios, no leas “La Tumba Infecunda”, podrías sentir que tu vida no es más que un déjà vu.